Posteado por: unoentremilcristalfm | septiembre 7, 2009

Arctic Monkeys

El especial de esta semana nos llevará de una u otra forma a hablar de las particularidades de la industria de la música en el Reino Unido. Hay muchas cosas que caracterizan a la prensa británica, pero pocas tan notorias como la capacidad de sobredimensionar a cada banda nueva que hace una aparición en sus charts. Sin embargo, el artista que hoy nos ocupa logró vencer esa desconfianza hacia los elogios desmedidos por parte de la famosa revista NME y el resto de la prensa especializada.

Arctic Monkeys puede ser presentada de muchas maneras para indicar por qué es uno de los nombres más mencionados a la hora de hablar de las nuevas bandas que causan revuelo a nivel mundial. En cierta forma, el disco de estudio que sacaron a principios de 2006 marcó un momento significativo. “Whatever people say I am, that’s what I’m not”. Largo nombre para el álbum con el que se lanzaron a un público que hacía rato los esperaba ansiosos, y con el que batieron el récord del álbum debut de más rápida venta en la historia británica.

Por otra parte, el grupo también es indicado largamente como el mejor exponente de una nueva forma de difundir y hacer música gracias a las herramientas que Internet puso a disposición durante esta década. A diferencia de lo ocurrido con otros grupos, los jóvenes Arctic Monkeys se hicieron muy populares debido a la repercusión que tuvieron a través de distintas páginas web creadas por fanáticos, y también el intercambio de archivos para compartir sus temas. La particularidad de este hecho es que no fue algo planeado por la propia banda, que incluso estaba limitada desde sus conocimientos frente a la PC para llevar adelante semejantes empresas.

Buena parte del éxito inicial que tuvo la banda liderada por Álex Turner se debe a la difusión que le dio su propio público, pero no por eso hay que subestimar la música y las letras de un cantante que demostró tener un sello propio a la hora de componer. Si los hermanos Gallagher se destacan por ser arrogantes y locuaces, si los Kaiser Chiefs son divertidos y quilomberos, entonces Turner brilla por su timidez y su escepticismo, para dejar que las canciones de Arctic Monkeys sean las que hablen.

Y los versos de sus hits se hacen escuchar. Empezando por su primer gran éxito, “I bet you look good on the dancefloor”, los muchachos de Sheffield han sabido meterse una y otra vez en la cima de los rankings, un mérito que es doble si se tiene en cuenta que Arctic Monkeys no se ha llevado demasiado bien con las radios de su país. Gracias a la repercusión que consiguieron difundiendo su propia música de manera gratuita y permitiendo que los fans la intercambien, la banda pudo lo que muy pocas… hacerse conocida por fuera del circuito de las FM.

Luego de 3 discos y un par de sorprendentes EP, los Arctic Monkeys ya dejaron bien en claro que son escépticos con respecto a la movida habitual del negocio de la música. Al igual que Franz Ferdinand y los Yeah Yeah Yeah, su carrera comenzó viento en popa gracias a ese tipo de rock que siempre mira de reojo la pista de baile y las salidas nocturnas. La diferencia, en todo caso, tiene que ver con el misterioso Alex Turner, el fundador que protagonizará nuestro próximo capítulo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: